CHEESECAKE CUPCAKES con LEMON CURD (Cupcakes de Tarta de Queso con Crema de Limón)

Sí, sé lo que estáis pensando. Estos no son unos verdaderos cupcakes, porque la base no es de bizcocho sino de cheesecake (tarta de queso). Pero, como son raciones individuales que van en las mismas cápsulas que los cupcakes, yo los llamo igual.

Las tartas de queso me encantan; y por eso llevaba tiempo buscando la receta de tarta de queso perfecta. Después de varios intentos, más o menos afortunados, me topé con esta receta, que me encandiló desde la primera vez que la hice. Estos cheesecakes son deliciosos así que, si a vosotros también os gustan las tartas de queso, os animo encarecidamente a que los probéis, porque no os decepcionarán. Si estáis vagos o no tenéis tiempo, siempre podéis reemplazar el lemon curd (crema de limón) por mermelada de frutos rojos. Aunque, si no conocéis esta crema de limón, os aconsejo que la probéis, porque está riquísima; es uno de los más sorprendentes y deliciosos descubrimientos reposteros que he hecho en los últimos tiempos y, además, pega muy bien con los cheesecakes 🙂

La receta original es de joyofbaking y yo he ido introduciendo pequeños cambios y adaptándola a mis gustos, mi entorno y mis posibilidades.

RECETA PARA 8 CHEESECAKE CUPCAKES

Empezamos con la base de nuestros cupcakes:

  1. Molemos bien las galletas con el azúcar y la canela:La canela es opcional, pero si os gusta, como a mí, os aconsejo que la pongáis, porque les da un toque especial, exquisito, a los cupcakes.
  2. Derretimos la mantequilla (yo la derrito al microondas, a la potencia más baja, durante aproximadamente 40 segundos). En un bol, mezclamos bien con una cuchara la mantequilla derretida con la mezcla de las galletas molidas:3.- Preparamos 8 cápsulas (esta receta da exactamente para ese número de cápsulas). Yo utilizo cápsulas de papel, que introduzco dentro de cápsulas de silicona, para que no se desparrame luego la masa del cheesecake. Rellenamos la base de las cápsulas con la mezcla anterior y la prensamos bien con una cuchara.Metemos las cápsulas a la nevera, mientras preparamos el resto de la receta.
Seguimos con el cheesecake:

  1. Precalentamos el horno a 160- 165ºC
  2. Batimos el azúcar con el queso (este último debe estar a temperatura ambiente), a velocidad BAJA, hasta formar una mezcla cremosa y homogénea:
  3. Añadimos el huevo y seguimos batiendo hasta que se incorpore (si hacemos más cantidad de receta y usamos más de un huevo, hay que ir añadiéndolos uno a uno y batiendo hasta que se incorporen). Por último, añadimos la nata y el extracto de vainilla y seguimos batiendo hasta que se integren
  4. Sacamos las cápsulas de la nevera y las rellenamos con la masa del cheesecake:
  5. Horneamos 18 minutos a 160- 165ºC (yo pongo la bandeja del horno en la segunda balda empezando por abajo), calor arriba y abajo, sin ventilador. Los sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla. Una vez fríos, los guardamos en la nevera.

    Cheesecakes unos minutos después de salir del horno

    Cheesecakes unos minutos después de salir del horno

Terminamos con el lemon curd:

  1. En un bol batimos el huevo. Luego añadimos el azúcar y seguimos batiendo. Por último, añadimos el zumo de limón y seguimos batiendo:
  2. Calentamos la mezcla anterior al baño maría, removiendo continuamente a mano con unas varillas, hasta que la mezcla espese (alcance 71ºC):8En ese momento, retiramos del fuego y añadimos la mantequilla (debe estar a temperatura ambiente) cortada en daditos y seguimos removiendo hasta que se derrita por completo:Por último, añadimos la ralladura de limón (hay que intentar rallar la parte amarilla de la piel y no la parte blanca de debajo, porque esta última amarga) y seguimos batiendo hasta integrarla:10
  3. Una vez integrado todo, tapamos con papel film y dejamos enfriar, primero a temperatura ambiente y, una vez fría, en la nevera:

Montaje final y conservación de los cupcakes:

Para montar los cupcakes, tienen que estar bien fríos tanto los cheesecakes como el lemon curd. Sacamos ambos de la nevera, retiramos el papel film del lemon curd y lo removemos bien con una cuchara. Ponemos una cucharada de lemon curd (o, al gusto) en cada cupcake:

Cheesecake Cupcakes con Lemon Curd

 

Estos cheesecakes se deben conservar en la nevera. Se aconseja refrigerarlos unas horas antes de su consumo. Lo ideal es hacerlos el día anterior. Yo suelo montar los cupcakes (cuando ya están fríos los cheescakes y el lemon curd, como he dicho) y los conservo en la nevera así, ya montados. 

¡ÑAM!

NOTA (actualización 28/03/2016): Ver actualización sobre la base de los cupcakes y sobre el tiempo de horneado en la siguiente entrada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s